2 días en Innsbruck: la Navidad en el Tirol

2 días en Innsbruck: la Navidad en el Tirol

Innsbruck es la capital de Tirol en Austria y, dada su localización en los Alpes, es un destino habitual para amantes de la montaña y los deportes de invierno. La ciudad tiene una gran variedad de puntos de interés y más en Navidad, ya que toda la ciudad se llena de decoración por todas sus calles, mercadillos navideños, espectáculos de luces, olor a galletas y vino caliente y brillos de Swarovski… ¡En Austria saben vivir la Navidad a tope! Ya los vimos en nuestro post de Escapada Navidena en Salzburgo.

Antes de visitarla, no esperábamos mucho de ella porque pensábamos que lo bonito del Tirol eran los pueblos de alrededor. Pero a pesar de que es una ciudad, tenemos que reconocer que su encanto nos sorprendió. Los 2 días que la visitamos se quedaron cortos, ya que dejamos muchas cosas pendientes por ver.

Innsbruck es una ciudad rodeada de montañas nevadas, con el río Eno (Inn en alemán) que la atraviesa y bordea las características casitas de colores que se reflejan en sus aguas. Una bonita ciudad imperial con un centro histórico medieval y funiculares que te llevan sin esfuerzo a la cima del Nordkette, desde donde que se ven unas vistas alucinantes. ¿Te lo vas a perder?

¿Cómo llegar?

Podéis llegar a Innsbruck en avión, ya que tiene aeropuerto, aunque de momento no hay vuelos directos desde España. También es accesible volando a Viena o Munich y después en tren o alquilando un coche.

Nosotros llegamos en tren desde Salzburgo, el trayecto dura 1h 48’ y los billetes los compramos con antelación en OBB. Nos costaron 19€ por persona, bebés gratis. Las estaciones de tren tanto de Salzburgo como de Innsbruck están a escasos minutos del centro histórico.

También se puede llegar en tren desde Munich (1h 47’) por un precio similar.

¿Cómo moverse?

El centro histórico de Innsbruck es pequeño y se puede hacer a pie, pero también hay otros puntos de interés algo más retirados a los que se puede llegar en transporte público, como los Mundos de Cristal de Swarovski, el palacio de Ambras o el salto de trampolín de Bergisel.

Es recomendable obtener la Innsbruck Card (24, 48 o 72horas), ya que incluye transporte público y entrada a muchos sitios. Entre ellos incluye la lanzadera y la entrada a los Mundos de Cristal de Swarovski y el acceso al funicular y teleféricos de Nordkette.

Si queréis saber todo lo que incluye la Innsbruck Card podéis consultarlo en el siguiente enlace.

¿Dónde alojarse?

Nosotros nos alojamos dos noches en el Budget Hotel Pension Stoi, situado a 3 minutos a pie de la estación de tren y a escasos minutos de la avenida principal Maria-Theresien-Strasse, a la atura del Arco del Triunfo de Innsbruck. Nos costó 246€ porque en esa época hay que reservar con antelación o si no sale caro.

Se trata de un hotel sencillo, pero con habitaciones amplias. La nuestra tenía una cama doble, una individual y baño privado. Nos gustó el detalle de que dejaran un caballito de madera para que Pol jugara.

El hotel no tiene ascensor y dispone de habitaciones en varias plantas, así que si lo solicitáis y tenéis suerte podréis alojaros en la planta baja, nosotros no tuvimos suerte… Hay un ascensor en la fachada, pero por desgracia es de uso privado para los pisos superiores.

También tienen una pequeña sala con máquina de café y una nevera con bebidas, como curiosidad, confían en tu buena fe y esperan que dejes lo que vale la bebida en una hucha.

¿Qué ver en Innsbruck? 

 

  • Mundos de Cristal de Swarovski

Los Mundos de Cristal de de Swarovski, están situados a 30 minutos en autobús desde el centro de Innsbruck, en Wattens. Una visita imprescindible que ofrece mucho más de lo que se puede esperar a priori.

En el museo podremos disfrutar de impresionantes esculturas hechas con cristales de Swarovski, distintas salas ambientadas con juegos de luz, agua y música y varias atracciones interactivas. Además, fuera del propio museo también podremos disfrutar de un laberinto, el icónico Gigante, la Nube de Cristal, la Piscina Espejo, un carrusel y otras atracciones para los más pequeños y para los no tan pequeños.

Hay un bus lanzadera que lleva directo al museo y sale cada 2h. aproximadamente de la estación central de trenes o desde el palacio de congresos, junto al Hofburg.

Recomendamos mucho esta visita si estáis en Innsbruck. Nosotros estuvimos una mañana y la verdad es que se nos quedó corto. Si vais con niños, os recomendamos reservar 1 día entero para disfrutarlo con calma.

Nosotros entramos gratis con la Innsbruck card, pero si no queréis adquirirla, podéis consultar precios y horarios de la lanzadera en el siguiente enlace.

  • Maria-Theresien-Strasse

El casco histórico de la ciudad lo atraviesa la avenida principal Maria-Theresien-Strasse, se trata de la calle principal de compras y en ella podréis encontrar varios puntos de interés como la columna de Santa Ana y el Arco del Triunfo.

En esta calle podréis hacer una de las fotos más icónicas de la ciudad con las montañas nevadas al fondo. Eso si no está repleta de coches…

  • Stadtturm (la Torre de la ciudad) y el Goldenes Dachl (Tejadillo de Oro).

Siguiendo hacia el norte por Maria-Theresien-Strasse, la calle pasa a llamarse Herzog-Friedrich-Strasse, y es, en este tramo, donde podréis ver la Staddturm y el Goldenes Dachl.

Podréis subir a la Stadtturm o Torre de la Ciudad, que data del año 1450 y sus 148 escalones os llevaran a disfrutar de las maravillosas vistas panorámicas de la ciudad.

El Tejadillo de Oro está considerado el símbolo más famoso de la ciudad y la verdad es que es muy bonito. Fue construido como palco de honor para la boda de Maximiliano I de Habsburgo y Blanca María Sforza de Milán en 1494. Está adornado con 2657 tejas de cobre doradas al fuego con una docena de kilos de oro.

Justo en esta plaza está situado el mercado de Navidad principal de Innsbruck.

  • Hofburg, el Palacio Imperial

Siguiendo hacia el norte desde el Tejadillo Dorado nos encontramos el Palacio Imperial (Hofburg), donde hacen espectáculos de luces en época navideña (no tienen desperdicio y son gratis con la Innsbruck Card).

El Hofburg está considerado uno de los edificios culturalmente más significativos del país. Se puede visitar su interior de lunes a domingo de 9 a 17h.

  • Hofkirche, Iglesia de la Corte

Muy cerca del Hofburg podréis visitar la Iglesia de la Corte, Hofkirche. Una iglesia gótica famosa por las 28 estatuas de bronce de su interior que salvaguardan la tumba del emperador Maximiliano. Es impactante de ver y como dato curioso, una de las estatuas es del Rey Arturo.

  • Catedral de Santiago

En la misma zona podréis visitar la Catedral de Santiago​ que​ es una catedral barroca del siglo XVIII dedicada al apóstol Santiago. Esto es así porque resulta que por Innsbruck y sus alrededores pasan diferentes etapas del conocido Camino de Santiago. ¿Lo sabíais?

  • Funicular Nordkettenbahnen y Hafelekar

El recorrido completo a la cima del Nordkette, que sube a más de 2.000m., se divide en 3 tramos. El primero se hace en tren cremallera y los otros dos tramos en teleférico. Hay épocas del año en que los teleféricos no operan.

El tren cremallera para subir a Nordkette, Hungerburgbahn, se encuentra junto al Hofburg y el palacio de congresos. Se trata del primer tramo y sube hasta 860m., allí encontraréis una estación con arquitectura muy moderna. Y es en esta primera parada donde se encuentra uno de los mercadillos navideños. Un poco más abajo se encuentra el Zoo Alpino, aunque nosotros no fuimos.

Seegrubenbahn, a 1.905m., y Hefelekarbahn, 2.256m., son los dos teleféricos que te llevan a las dos siguientes paradas del recorrido. En 30 minutos podrás disfrutar de unas magníficas vistas e incluso de la nieve. Si bajáis en el primer teleférico encontraréis un restaurante con hamacas y mesas con vistas y pistas para que los más pequeños se tiren en trineo. El el punto más alto, se encuentra la cima (a unos 10 minutos andando) y las vistas son impresionantes. A nosotros nos llegaba la nieve hasta la rodilla, fue muy divertido y una de las experiencias que más nos gustaron de esta escapada.

  • Trampolín de Salto de Bergisel

El trampolín de salto de Bergisel es un símbolo de la ciudad, ya que Innsbruck ha sido sede de 3 JJOO de invierno, está situado al sur de la ciudad y se puede llegar en transporte público. Se trata de una edificación moderna diseñada por Zaha Hadid, con un ascensor que lleva a una terraza panorámica de 360º y que muestra las vistas de la ciudad desde el otro lado. A nosotros no nos dio tiempo a ir, ¡una pena!.

  • Museo panorámico de Tirol

Justo al lado del trampolín de salto de Bergisel se encuentra el Tiroler Panorama Museum, donde se puede encontrar una pintura gigante circular de la batalla de Bergisel.

  • Palacio de Ambras

Otro sitio que podéis visitar es el Palacio de Ambras, que data del siglo XVI. Es una de las atracciones turísticas más importantes de la ciudad.

En él podréis encontrar la Cámara de Arte y Maravillas, una colección de pinturas de personas con deformidades.

Aquí os dejamos un pequeño mapa para que os situéis. Tener en cuenta que el Tejado Dorado, la Torre de la Ciudad, Hofkirche, Hofburg y la Catedral de Santiago están a escasos minutos de distancia.

Mercadillos navideños

En Navidad, ¡Innsbruck está repleta de mercadillos navideños!

El principal se encuentra debajo del Tejadillo Dorado, el Mercado de Navidad del casco antiguo. Es el más grande , con un árbol de Navidad enorme, y está repleto de puestos de comida, vino caliente y decoración.

Si seguís este mercadillo hasta el final en dirección al río Inn (tiene forma de L) llegaréis al mercadillo de Navidad de Marktplatz, que para nosotros fue el más bonito de todos. Tiene un árbol de Navidad decorado con cristal de Swarowski y un carrusel gigante. Por supuesto no faltarán los puestos de comida, bebida y detallitos navideños, todo con vistas a las casitas de colores de la otra orilla. ¡Disfrutar de la Navidad junto al río y las montañas de fondo nevadas, no tiene precio! También se encuentra junto a un mercado, por si necesitáis entrar en calor…

Si buscáis mercadillos con menos bullicio, en Marie-Theresien-Strasse podréis disfrutar del mercadillo navideño propio de la calle que es el único de la ciudad que permanece abierto en Fin de Año y hasta Reyes.

Por otro lado, si subís a Nordkette, también podréis visitar el mercadillo de Navidad panorámico de Hungerbug, con sus preciosas vistas de la ciudad. Aunque eso sí, es muy pequeño.

Estos son los cuatro principales mercadillos de la ciudad, pero hay varios más. Más detalles de los horarios de todos los mercadillos en este enlace.

¿Dónde comer?

Por supuesto en fechas navideñas podréis degustar la comida típica y no tan típica de la ciudad en los puestos navideños ¡es sin duda la forma más económica de comer!: Bratwurst, patatas de mil maneras, pasta, etc. Todo ello acompañado de un delicioso vino caliente especiado. Las tazas son diferentes en cada puestecito, dejas un depósito de unos 2€ y si quieres te la quedas de recuerdo y si no, te dan el dinero al devolverla.

Pero si queréis comer en algún restaurante de comida típica de la zona podéis reservar en Ottoburg o en Weinhaus Happ, dos restaurantes de nivel de la ciudad. Nosotros una de las noches cenamos en Ottoburg y probamos el plato típico Schnitzel, un escalope vienés muy rico.

Si queréis degustar postres típicos de la zona, como la tarta Sacher, podéis ir a Backerei Kröll, al Cafe Katzung o bien al Cafe Sacher Innsbruck. Os avisamos que suelen estar bastante llenos, nosotros no encontramos sitio en los dos primeros, pero acabamos comiéndonos unas deliciosas tartas Sacher y Apfelstrudel en el Hotel Sacher Innsbruck, tan auténtico como el original de Viena.

Esperamos que os hayan entrado ganas de disfrutar de las Navidades austriacas y visitar el Tirol en invierno, que también tiene mucho encanto. Probar las deliciosas galletas de mantequilla, un poco de speck o las sopas goulash para entrar en calor… comprar adornos para el árbol, escuchar los villancicos en las calles, ver los desfiles de krampus y perderse por el centro histórico para ver los calendarios de adviento que adornan las fachadas.

Descuentos viajeros

Si no queréis perderos ninguna novedad, podéis suscribiros a nuestro blog y os avisaremos cuando publiquemos un post nuevo. También podéis seguirnos en Instagram, Twitter, Facebook o Youtube para viajar con nosotros en tiempo real. Y si tenéis dudas, sobre algún viaje, ¡no dudéis en dejarnos un comentario!¡Nos encanta recibir noticias vuestras!

Un comentario sobre “2 días en Innsbruck: la Navidad en el Tirol

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *